berenjenas rellenas de pollo {verano que se va}





según el calendario hoy el verano ya es historia. falta que entre el otoño oficialmente, y según he visto faltan un par de días, al menos en España. sí, podemos pensar que el verano no quiere marcharse, porque aún hace calor durante el día. pero ya amanece más tarde y disfrutamos de mañanas frescas. en fin, que hoy toca decir bye bye, summer con una hortaliza que está en plena temporada, la rica berenjena, que a mí me encanta. las berenjenas preparadas así son toda una delicia. un primer plato o, con una ensalada, una cena perfecta en la terraza ahora que ya hace fresquito por la noche ;)




desde que preparé aquellas deliciosas berenjenas rellenas a la mallorquina he querido hacerlas rellenas de pollo, y aprovechando que están los mercados llenos de estas maravillosas berenjenas rayadas, este año he puesto remedio, justo antes que nos deje la temporada. mucho más ligeras pero igual de sabrosas que las que me sirvieron de inspiración, aquí te presento mis berenjenas rellenas de pollo inspiradas en Mallorca.






BERENJENAS RELLENAS DE POLLO
los ingredientes para dos raciones hermosas
dos berenjenas rayadas grandes
una cucharada de aceite de oliva virgen extra
200 gramos de puerro picadito
un diente de ajo picadito
140 gramos de carne de pollo picada/molida
una cucharadita de pimentón dulce {yo he usado Tap de Cortí}
200 gramos de tomate picadito
una cucharadita de perejil seco
un huevo de gallina feliz de Son Boira
3-4 cucharadas de Quely picada
pimienta negra recién molida
y un poquito de sal!

para la salsa de tomate
una cucharada de aceite de oliva
200 gramos de puerro picado
un diente de ajo picadito
800 gramos de tomates cortados en cubos
una cucharadita de azúcar moreno
una cucharadita de perejil seco
pimienta negra recién molida
y un poquito de sal!


la preparación
ponemos agua y una cucharadita de sal en una olla grande y llevamos al fuego. lavamos las berenjenas, les cortamos el tallo y las cortamos a la mitad. hacemos unos cortes en cruz en la carne de las berenjenas, sin llegar hasta la piel, que debemos conservar lo mejor posible pues tienen que contener el relleno más adelante.

empezamos a hacer la salsa de tomate: en una olla de fondo grueso ponemos a calentar el aceite de oliva. bajamos el fuego a temperatura media y salteamos el puerro y el ajo con una pizca de sal, hasta que el primero se ablande y se torne transparente. agregamos los tomates, azúcar,  perejil y pimienta. removemos y tapamos, bajamos un poquito más el fuego y dejamos cocer, removiendo de vez en cuando, hasta que los tomates estén casi deshechos, más o menos una hora. antes de servir rectificamos sal y pimienta.

cuando el agua que tenemos al fuego empiece a hervir, agregamos las berenjenas con la carne hacia abajo, y dejamos hervir durante 15 minutos. retiramos del agua, dejamos escurrir y enfriar un poco para que las podamos manipular más fácilmente. una vez a temperatura ambiente, retiramos la carne con cuidado de no romper la piel, y la picamos con cuchillo. reservamos.

mientras empezamos a preparar el relleno: ponemos al fuego una sartén de fondo grueso. cuando esté caliente agregamos el aceite de oliva. salteamos el puerro y el ajo, con una pizca de sal, a fuego medio alto, removiendo constantemente, hasta que el primero esté blando y se torne transparente. agregamos la carne de pollo y mezclamos constantemente para que se deshaga y no queden grumos grandes. agregamos el pimentón y mezclamos. inmediatamente añadimos el tomate, el perejil y la carne de las berenjenas. removemos, salpimentamos al gusto, y bajamos un poquito el fuego. tapamos y dejamos unos 10 minutos hasta que se termine de hacer bien el pollo, y se deshaga el tomate. quitamos la tapa y dejamos evaporar el líquido que haya soltado. rectificamos de sal y pimienta, retiramos del fuego y dejamos enfriar un poco.

precalentamos el horno a 180ºC.

mezclamos el relleno con el huevo. colocamos las pieles de berenjena en una fuente ligeramente engrasada con un poquito de aceite. recomiendo usar una fuente donde quepan justas, para que no se abran al hornear. rellenamos las pieles de berenjena, espolvoreamos con galleta picada y llevamos al horno, 15-20 minutos {cada horno es un mundo} a altura media, hasta que el relleno cuaje y empiece a dorarse la superficie. luego ponemos el gratinador al máximo, subimos la fuente a la altura máxima y lo dejamos 2 minutitos para que termine de gratinar. ojo de no olvidarnos que se pueden quemar!!

servimos acompañadas de la salsa de tomate.

¡buen provecho!






otras recetas con berenjenas




14 dulces comentarios:

  1. Guauuu, tremendas berenjenas, ya al natural son bellísimas y una vez rellenas son de lo más atractivas a la vez que tentadoras, están diciendo cómeme, me encanta que no lleven queso por encima, biennnnn!! Yo hace muuucho publiqué unas berenjenas rellenas que estaban de vicio, eran con bechamel, pero me guardo esta receta para probarlas!!!
    Besotes mi reina bella!!!

    ResponderEliminar
  2. Mi niña bonita !!!
    A mi me da mucha pena que se nos vaya el verano , aunque también me gusta el otoño pero la falta de luz siempre me pone mas melancólica.........clarooooooooo que teniendo delante estas berenjenas tan ricas que has preparado, de repente luce el sol en la mesa.
    Besinos.

    ResponderEliminar
  3. ¡Qué relleno más rico! Aunque los rellenos me gustn todos jejeje
    Pues para nosotros si que ya es otoño en plenas condiciones pero cada momento del año tiene lo suyo, ¿verdad?
    Besos y feliz semana
    Palmira

    ResponderEliminar
  4. Me quedo con tu idea de relleno pero prefiero calabacines, para dar la bienvenida al otoño o lo que sea!

    ResponderEliminar
  5. Me encantan!! Qué maravilla de receta, me la llevo!! ;)

    ResponderEliminar
  6. Pintaza de berenjenas. A mí me encantan y esta propuesta tuya suena muy rica.
    besos

    ResponderEliminar
  7. Qué ganaaaaaas de otoño!!! Aunque yo también estoy apurando los productos veraniegos, a pesar de que ya he dado el pistoletazo de salida a la calabaza :D.

    Me chiflan unas buenas berenjenas rellenas, mucho mejor con carne de pollo que ternera o cerdo :). Riquísimas!

    ResponderEliminar
  8. ¡Que me gusta esta receta!....tiene una pinta buenísima...
    ¿Cómo estas reina del este?.....yo no llego, me faltan horas......yo sin embargo deseando que se acabe el verano......la estación que entra me vuelve loca.
    Besos guapa
    Marialuisa

    ResponderEliminar
  9. Cuando comienzan las berenjenas, el productor que me suministra verdura me trae kilos y más kilos de ellas, y me atosiga un poco, la verdad. Rellenar y congelar es una de las salidas que les doy, amén de cremas, asados y salteados varios... no importa son tan ricas!

    ResponderEliminar
  10. Qué me gustan las berenjenas, me apunto la receta! Aquí en Sevilla el verano aun no dice adiós y yo con unas ganas de horno, potajes y cuchareo...´
    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  11. Veranito que se va, otoño que se viene...A mí me encanta esta estación, pero la verdad es que me da la sensación, por lo menos en el norte, de que el verano nos duró poco..Fue como un suspiro. Ahora nos quedan los paisajes otoñales, encender el horno y oler recetas, también otoñales.
    Unas berenjenas riquísimas!
    Un besazo! ^^

    ResponderEliminar
  12. Pues sí, el verano se fue y a buenas horas vengo yo a ver tus berenjenas! Pero no quería pasar sin decirte que me parecen deliciosas (esta es otra de esas recetas de "fondo de armario" que se pueden tunear y versionar tantas veces que cada plato es diferente)
    Muchas gracias por la receta, guapa.
    Buena semana!

    ResponderEliminar

 

instagram

traductor

sígueme